spanner Buscador de piezas
chevron-down

‘WELL DRIVEN’ POR JAMES FORD: MIS CINCO VEHÍCULOS CON MOTOR DIÉSEL PREFERIDOS

Los motores diésel han recibido mucha mala prensa en los últimos años y, debido a las restricciones de emisiones cada vez más estrictas, está empezando a parecer que los días de los fiables “quemadores de aceite” están contados. Los motores diésel se han utilizado en automóviles desde la década de 1930, y el primer automóvil de producción con combustible diésel salió a la carretera en 1933. El primer automóvil de producción diésel fue un Citroen Familiale, y tenía un motor 11UD de 1766 cc. Le siguió muy de cerca el Mercedes-Benz 260D en 1936. A partir de ahí, el motor diesel creció rápidamente en popularidad entre los vehículos comerciales y muchos vehículos como ambulancias, taxis y vehículos de reparto adoptaron este tipo de motorización.

Aunque las ventas de motores diesel están disminuyendo, todavía tenemos mucho que agradecer a estas plantas de energía. Hemos tenido un ganador de Le Mans diesel, coches récord de velocidad terrestre e incluso dragsters impulsados ​​por diesel. También hemos tenido fantásticos coches de carretera. La combinación de una gran economía de combustible y un gran par de torsión ha hecho que algunos coches de pasajeros sean realmente brillantes. Aquí esta la lista de mis cinco vehículos diésel preferidos de los últimos años:

  1. BMW 335d (E9X)

El BMW 335d de mediados de la década de 2000 era un coche de uso diario verdaderamente fantástico. El motor M57 está ampliamente considerado como uno de los mejores en la historia de motores de BMW. El motor turboalimentado de seis cilindros en línea de 3.0 litros producía 210 caballos de fuerza y ​​580 Nm de par y se movía maravillosamente al mismo tiempo que proporcionaba una excelente economía de combustible. El elevado par de torsion permitió que la aceleración de 50 km/h a 120 km/h fuese más rápida que la del BMW M3 de gasolina V8 de 4.0 litros.

El 335d también era el modelo más “redondo” de la gama de vehículos de BMW en ese momento. Era más pequeño y liviano que la serie 5 y la serie 7, por lo que se sentía más rápido y ágil. Además, su version Touring tenía un espacio de carga más útil que el del X3 y el X5, lo que lo convierte en un automóvil familiar enormemente práctico. También era muy cómodo y estaba bien equipado, y muy a menudo era la primera opción para los usuarios de automóviles de empresa y los viajeros de larga distancia.

  1. VW Touareg V10 R50

El Volkswagen Touareg V10 R50 debe ser uno de los mejores ejemplos de un fabricante que construye algo un poco loco solo porque puede. El Touareg V10 original ya tenía más motor de lo que la mayoría de la gente necesitaba en un SUV familiar de tamaño mediano, y el R50 era aún más rápido y más potente.

El enorme motor V10 de 5.0 litros produce 350 CV, lo que no es exactamente un superdeportivo, y tanto Porsche como Mercedes-Benz tenían SUV con una potencia más alta con el Cayenne Turbo y el G55 AMG, pero fue la elevada cifra de par lo que más destacó en este vehículo particular. El par de torsion alcanzaba la asombrosa cifra de 850 Nm, lo que le dio al SUV una increíble potencia de tracción. Cuando Volkswagen lanzó el R50, demostraron esta impresionante capacidad usándolo para remolcar un Boeing 747 Jumbo Jet de 155 toneladas.

  1. Ford Mondeo

El Mondeo tuvo una dura competencia con los BMW Serie 3 y los Mercedes-Benz Clase C, y aunque no podía competir con el prestigio de sus homólogos alemanes, tenía un as bajo la manga, y ese era principalmente su practicidad. Aunque la mayoría de los automóviles modernos son más grandes en tamaño que sus generaciones anteriores, el maletero y el espacio interior en general parecen haberse reducido significativamente en muchos vehículos. Sin embargo, con su entrada de maletero plano y asientos traseros totalmente plegables, el Mondeo Estate fue una excepción, ya que ofreció uno de los espacios de carga más grandes de su clase. También venía muy bien equipado con niveles de equipamiento simples y fáciles de entender, y tenía excelentes opciones de motor.

El motor diésel utilizado en el Mondeo fue el motor Ford Duratorq, que se ha utilizado en millones de vehículos para una amplia variedad de aplicaciones. Desde el fiable London Black Cab hasta el resistente Land Rover Defender y, lo que es más importante, se usó en la furgoneta Ford Transit. El motor de 2,2 litros era el más potente de la gama, con una potencia de 173 CV y ​​400 Nm de par. Esto, junto con el nuevo sistema de dirección electrohidráulica, convirtió quizás al Mondeo en un automóvil sorprendentemente bueno para el conductor que ofrecía una sensación dinámica con una gran presencia en la carretera junto con un buen par motor y economía.

  1. Range Rover 3.6 TDV8

El Range Rover es ampliamente considerado como uno de los mejores SUV disponibles, pero ha tenido una buena cantidad de problemas de fiabilidad a lo largo de los años, muchos de los cuales emanan de debajo del capó. Los primeros Range Rover de tercera generación estaban equipados con el motor Td6 de 3.0 litros derivado de BMW y, aunque el motor en sí no era poco fiable, la caja de cambios de GM con la que estaba acoplado era muy problemática. El motor Td6 también tenía muy poca potencia y se percibía bastante rustico para un automóvil diseñado para ser tan refinado y lujoso.

En 2007 se introdujo el nuevo motor diésel de Ford "Lion" TDV8 de 3,6 litros que se acopló a una transmisión automática ZF de 6 velocidades mucho más fiable. La nueva pareja fue una mejora necesaria y muy celebrada para el Range Rover, y finalmente fue el motor y la transmisión que merecía el suntuoso SUV. La potencia aumentó en casi 100 CV a 272 CV, lo que le dio al coche un dinámismo completamente nuevo tanto dentro como fuera de la carretera. El TDV8 L322 Range Rover es considerado por muchos como el mejor 4x4 de lujo del mundo.

  1. Alfa 159 JDTM

Dicen que no eres un verdadero 'petrolhead' hasta que tienes un Alfa Romeo, pero lo que mucha gente no se da cuenta es que el motor JTDM de Alfa también es un triunfo y el 159 debe ser uno de los mejores y más bonitos coches en los que se usó. Mientras que otros fabricantes buscaban sustancia en su discurso de venta, Alfa fue directo al estilo y ganó, sin duda alguna. El 159 era un automóvil hermoso a la vista y era aún mejor sentarse en él. El interior era simple pero elegante, con asientos cómodos y amplio espacio.

Las opciones de motor JTDM comenzaban con un motor de 1.9 litros que producía 118 cv. e iban hasta el motor de 2.4 litros con 210 cv., pero fue el motor de 2.0 litros y 16v el más popular y el más versatil. La unidad motriz de cuatro cilindros en línea producía 168 cv. con 360 Nm de par, lo que le dio al 159 mucha potencia al tiempo que mejoraba el consumo hasta los 4,28ltrs. /100 km. El motor JDTM puede no ser considerado un motor Alfa "adecuado" por los verdaderos puristas, pero tiene mucho que ofrecer, y el factor más importante es la fiabilidad. Los problemas de motor han salpicado a Alfas durante décadas, pero los motores diésel más fiables les dieron a los compradores un poco más de seguridad en el momento de comprar uno de estos hermosos coches.

Si bien la edad de oro de estos vehículos puede estar llegando a su fin, el motor diesel es un caballo de batalla que aún brinda muchos beneficios a los conductores y continuará haciéndolo en los años venideros. ¡Únase a mí pronto en mi próximo blog NGK SPARK PLUG, donde hablaré más de mis tipos de coches favoritos!

Back